10 de junio de 2013

Provócame

Anime: Evangelion

Personajes: Asuka Langley Shikinami y Mari Illustrious Makinami

Advertencias: Ninguna


No, definitivamente  nadie le ganaba tan fácilmente. Nadie, mucho menos  ella. 

Dejó escapar un bufido lleno de cansancio. No iba a demostrar que en realidad moría por respirar hondamente porque la carrera la había agotado.  El aire caliente sólo hizo que quedara más roja de lo que habría deseado estar, y las voces vitoreando a otra persona y no a ella sólo hicieron que la furia le subiera por el cogote y le resbalara en oraciones de desprecio hacia la chica que, por supuesto, no la escucharía por estar felizmente festejando su victoria ante ella.

—Estuviste a punto de ganarme. —Levantó la vista y se encontró con una sonrisa, casi burlona. Vio la mano de la chica levantarse, pero ella se negó rotundamente a tocarla, a estrechársela.

Algo indescifrable salió de su garganta, y se alejó de la ganadora con aire molesto. Nadie se burlaba en su cara y salía librada tan fácilmente, Asuka Langley no dejaría pasar esto. Pero había algo que no sabía: tampoco su compañera se daría por vencida, así, como si nada. 

Asuka arrojó furiosa la toalla blanca con la que se había secado y caminó en busca del uniforme de la escuela cuando todos se habían ido ya. Los vestidores vacíos le devolvieron el eco de sus pisadas, como fantasmas que deambulaban en busca de compañía. Tomó su ropa y se vistió. Salió y decidió que hoy no entraría a la siguiente clase, tanto le había molestado todo… Las demás chicas la acosarían con sus comentarios acerca de su repentina derrota con la chica nueva. Quería huir de eso a como diera lugar

—Debieras relajarte.

Casi saltó al escuchar una voz tras ella. Mari se encontraba apoyada en la pared, con un pie pisándola y con las manos en la espalda. Asuka la miró, alzando una ceja con confusión.

—Estoy relajada, idiota —respondió, como quien no quiere una pelea.

—No siempre serás la número uno. Pero si te hace sentir mejor, casi me ganas. Casi. —Y de nuevo esa sonrisa burlona que empezaba a odiar, y que sin embargo le producía un sabor agridulce,  se asomó por los labios de la chica de gafas.

—Cállate.

—Te gané. —arremetió veloz Mari.

—Oh, ¿intentas provocarme?

—Es todo, te gané —dijo de nuevo y se rió, como si jugara con ella, y era lo último que aguantaría la pelirroja.

Un paso, dos, la mano dispuesta a asestar un golpe. Y luego un ruido seco, forcejeos. Miradas dudosas, furiosas… Y ahí se inició una guerra en la que nadie saldría victorioso, batalla que empezó con los labios de la señorita Illustrious unidos a los de ella en un disparo planeado hace mucho tiempo. En donde la víctima moriría con seguridad. Nadie sabría cómo habían terminado de nuevo en los vestidores, ni como sus respiraciones se habían agitado aún más que cuando corrieron los doscientos metros hace unos minutos. Habían muerto momentáneamente, y habían borrado las pistas del delito cometido a conciencia. Al menos Langley sabía una cosa ahora:

—La próxima vez, seré yo quien gane.

Y la verdad es que para Illustrious, Asuka había sido la ganadora desde un principio.



---
Publicado por


               

               


2 comentarios:

  1. :O ejjeje despues una pelea dio un giro inesperado ^^, cortito pero gustoso, ^^ chaito señorita Faith, un gusto volver a leer algo d tu parte

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Katty. Un gusto tenerte por estos lares, espero que nos sigas visitando :). Cuídate, ¡hasta pronto!

    ResponderEliminar

2 comentarios:

  1. :O ejjeje despues una pelea dio un giro inesperado ^^, cortito pero gustoso, ^^ chaito señorita Faith, un gusto volver a leer algo d tu parte

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Katty. Un gusto tenerte por estos lares, espero que nos sigas visitando :). Cuídate, ¡hasta pronto!

    ResponderEliminar

2 comentarios:

  1. :O ejjeje despues una pelea dio un giro inesperado ^^, cortito pero gustoso, ^^ chaito señorita Faith, un gusto volver a leer algo d tu parte

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Katty. Un gusto tenerte por estos lares, espero que nos sigas visitando :). Cuídate, ¡hasta pronto!

    ResponderEliminar